San Sergio y San Baco, los Santos Mártires homosexuales de la Iglesia Católica.

    Los santos Sergio y Baco fueron soldados romanos del siglo III que se convirtieron en mártires cristianos y que a su vez eran varones gays que se amaban. Su historia es contada aquí, en palabras e imágenes para su festividad el día de hoy, 7 de octubre.

 

     El estrecho vínculo entre Sergio y Baco se ha destacado desde sus primeros relatos, y estudios recientes han revelado su homosexualidad. El registro más antiguo de su martirio los describe como erastai (término griego que significa "amantes"). Los eruditos creen que pueden haber estado unidos en el rito de adelphopoiesis (rito de hermandad), una especie de matrimonio entre personas del mismo sexo de los primeros cristianos.

La Homofobia desde tiempos Bíblicos

Un clásico ejemplo de los santos unidos por el rito de hermandad, Sergio y Baco eran jóvenes oficiales de alto rango. Sergio eraprimicerius (comandante) y Baco era secundarius (oficial subalterno). Ambos fueron torturados hasta la muerte en el año 303, en lo que hoy se conoce como Siria, un día después de que se negaran a asistir a los sacrificios a Zeus, lo que revelaba su secreto cristianismo.

 

    Sergio y Baco fueron arrestados y obligados a desfilar por las calles vistiendo ropas de mujer en un intento fallido de humillarlos. Relatos tempranos cuentan que los Santos respondieron coreando que estaban vestidos como esposas de Cristo. Aun más, increparon a sus captores afirmando que si la vestimenta de las mujeres nunca les impidió adorar a Cristo, tampoco se los impediría a ellos. Luego de esto, Sergio y Baco fueron separados y golpeados severamente, provocando la muerte de Baco.

 

    De acuerdo con los primeros manuscritos, Baco se le apareció a Sergio esa noche con un rostro tan radiante como el de un ángel, vestido una vez más como soldado. En esa visión, instó a Sergio a no rendirse ya que se reunirían en el cielo como amantes. Su declaración es única en los relatos martirológicos. Por lo general, en los relatos martirológicos la recompensa prometida es la unión con Dios, no con un amante. En los días subsiguientes a su visión, Sergio fue constantemente torturado para finalmente ser decapitado.

    La tumba de Sergio se convirtió en un famoso santuario, y por cerca de 1.000 años, la pareja fue venerada como patronos oficiales del ejército bizantino. Muchas iglesias antiguas fueron consagradas en nombre de Sergio y algunas a veces en nombre de ambos santos. Segio y Baco han sido reconocidos como mártires por la Iglesia Católica Romana y las Iglesias Ortodoxas. La pareja es venerada en iglesias distribuidas por el Mediterráneo, Medio Oriente y América Latina, e incluso fueron venerados por los eslavos.

El Rechazo de la iglesia Católica

     La Iglesia Católica Romana quitó Sergio y Baco de su calendario litúrgico en 1969, el mismo año en que los disturbios de Stonewall en Nueva York, EE.UU, pusieron en marcha el moderno movimiento de liberación gay. Se supone que fueron "de-canonizados" debido a la falta de evidencia histórica, pero algunos eruditos ven este hecho como una acción anti-gay, ya que claramente tenían iglesias dedicadas a ellos mucho antes de la época medieval. Sergio y Baco siguen siendo santos populares entre los cristianos árabes y ahora entre los cristianos LGBTI y sus aliados.

 

  La Adopción por los Cristianos Gays 

 

 Independientemente de los méritos de la interpretación de John Boswell, en la que el debate está todavía en curso (a veces con tonos encendidos), es un hecho que una parte de los homosexuales de Estados Unidos, compuesta por católicos y griegos ortodoxos, ha aceptado los resultados. Hoy en día, por lo tanto, ha alcanzado un nuevo tipo de veneración que exalta al dúo formado por Sergio y Baco por su singularidad como una pareja homosexual santificada como mártir cristiana.
     En esta parte del mundo gay se considera de manera no oficial a san Sergio y san Baco como santos patronos de las relaciones entre hombres, y muchas veces los matrimonios gais estadounidenses y europeos (ya sea simbólicos, reconocidos o a través de rituales religiosos) se celebran bajo su protección.

El Culto a San Sergio y San Baco

    El culto a estos santos se extendió y se consagraron varias iglesias dedicadas a ellos, como la iglesia de San Sergio y San Baco en Constantinopla (ahora transformada en mezquita), y otras en Acre y Roma. Su fiesta se celebra el 7 de octubre. En las representaciones iconográficas aparecen siempre juntos, algunas veces cabalgando como soldados, en pinturas típicamente matrimoniales o en pinturas con su uniforme militar y Jesús tras ellos.

      La estrecha relación entre ambos ha llevado a escritores modernos a creer que eran amantes. La evidencia más popular de este punto de vista es que textos antiguos de su martirologio, en griego, los describen como erastai, o amantes. John Boswell, historiador de la Universidad de Yale, considera su relación como un ejemplo de las parejas homosexuales del principio del cristianismo, reflejando la tolerancia hacia la homosexualidad de los primeros cristianos. El artista Robert Lentz siguió este punto de vista retratándoles como una pareja gay en una pintura de iconografía religiosa.  David Woods clasificó algunos de los argumentos de Boswell como de superficiales. Otros historiadores y analistas bizantinos, en concordancia con la postura oficial de la iglesia ortodoxa, argumentan que la antigua tradición oriental de adelphopoiesis, que se hacía como una forma de "hermandad" en el nombre de Dios y que se ha asociado a estos dos santos no tenía carácter sexual.

      John Boswell ha señalado decenas de manuscritos originales, que presentan los rituales religiosos matrimoniales efectuados durante toda la Edad Media por sacerdotes católicos y ortodoxos dentro de las iglesias para consagrar bodas entre personas del mismo sexo. Para llegar a sus conclusiones Boswell recorrió todas las grandes bibliotecas de Europa, incluida la Vaticana, donde encontró muchos de sus manuscritos. Como resultado obtuvo 80 manuscritos originales de las ceremonias de bodas gays, en las que se invocaba como protectores a San Sergio y San Baco.

     Sin embargo, la metodología y las conclusiones de Boswell han sido severamente criticadas por otros historiadores además de David Woods, Robing Darling Young y Brent Shaw

Los Santos en el Pintura

    Estos "santos gays" han inspirado algunas de las más hermosas obras de arte que representan la santidad de parejas del mismo sexo, a veces incluso de manera homoerótica. La pintura ubicada en la parte superior de esta entrada fue realizada por el artista gay Rick Herold de California, EE.UU. "A lo largo de mis años como pintor he estado interesado en la idea que el espíritu y la carne son uno, algo que comence a pensar debido a las influencias del arte tántrico y luego por mi formación católicaromana", dijo en una etrevista del realizada para el blog Jesus in Love [Jesús enamorado]. 

 

   Esta artista pinta con esmalte en el reverso de placas de plexiglás transparente. Herold tiene una licenciatura en arte y teología de la Universidad Monástica Benedictina de San Juan en Minnesota, EE.UU. y una maestría en Bellas Artes del Instituto de Artes Otis de la ciudad de Los Angeles, EE.UU. Su obra religiosa incluye un Vía Crucis por encargo de Bob Hope para una iglesia en Ohio, EE.UU. antes de que un conflicto sobre el arte moderno con el cardenal de Los Angeles lo llevara a una desilusión con la Iglesia Católica Romana. Herold hizo pública su homosexualidad y se abocó a la pintura de desnudos masculinos y homoeróticos.

 

  Unas de las últimas imágenes de los santos gays del siglo tercero del siglo, Sergio y Baco, es un vitral donado en 2011 a una iglesia de Illinois, EE.UU., por sus feligreses LGBTI. Ese vitral de Sergio y Baco (debajo) fue dedicado en septiembre de 2011 en la San Iglesia de Santa Marta en Morton Grove, Illinois, EE.UU. El reverendo Dennis O'Neill, pastor de la Iglesia de Santa Marta, cree que es el primer vitral dedicado a los santos Sergio y Baco entre las iglesias en los Estados Unidos de Norteamérica. O'Neill es el autor del libro Santidad apasionada: devociones cristianas marginadas para personas distintivas. El libro incluye un capítulo retomando el analisis de la historia de amor entre Sergio y Baco que incluye extensa documentación histórica.

 

     El vitral de de Sergio y Baco es parte de un proyecto de la feligresía de esta congregación tan diversa, quienes han seleccionando y financiado un conjunto de veinte vitrales santa y santos provenientes de sus distintos países de origen. La membresía LGBTI contribuyo con "el vitral de la amistad" que representa a los santos Sergio y Baco. Es un complemento del "vitral del matrimonio", que muestra a Santa Isabel de Hungría y su marido, el Beato Luis de Turingia.

 

    El artista Plamen Petrov trabajó con Daprato Rigali Studios para diseñar y crear los vitrales. Petrov nació en Sevlievo, Bulgaria, en 1966 y actualmente vive en Chicago, EE.UU. Se graduó de la Facultad de Bellas Artes de la Universidad de San Cirilo y San Metodio de Veliko Tarnovo, en Bulgaria, en el año 1995. Allí recibió una maestría en artes gráficas, grabado y pedagogía de las artes figurativas. Durante los últimos doce años se ha especializado principalmente en trabajar con vidrio de color, pero su creatividad tiene muchas formas, ya que también trabaja con mosaicos, murales, óleo, acrílico, fotografía y diseño gráfico. Su obra puede verse en Chicago, Illinois, EE.UU. y en muchos países de todo el mundo.

 

    Hombres que amaban a otros hombres a lo largo de la historia, incluyendo Sergio y Baco, han sido pintados por el artista de Wisconsin, EE.UU., Ryan Grant Long en su serie "Cuentos de hadas".Sergio y Baco son generalmente representados como iconos estáticos, de lado mirando directamente al espectador. Sin embargo, Long los muestra mirándose a los ojos durante un momento privado en su celda de la prisión. Para obtener más información, véase mi artículo El Artista que pinta arejas homosexuales de la historia: Entrevista con Ryan Grant Long.

Escribir comentario

Comentarios: 0