La Forma de las Velas

     Tanto como la forma en que la vela arde, nos está indicando mensajes ocultos,  como así también los restos que quedan de las velas de nuestros trabajos, nos indican mensajes astrales. 

     Cuando la vela se haya consumido y los restos solidificados, tome el plato en los que restos de la vela se encuentran y concéntrese en su forma hasta tener su mente la idea de un dibujo o un diseño determinado.

     La cantidad de estos diseños es prácticamente ilimitada pero de alguna  vamos a tratar de clasificarla para Usted o Ustedes. Que tenga una guía y una orientación al respecto. 

 

Números: cada vez que se forma un número este se debe interpretar en un sentido temporal. Rara vez podremos saber exactitud si nos indica días, meses o años. 

 

Casa: ingresos económicos en el seno de la familia, DOS SEMICÍRCULOS: los planes se concretan de a poco y con trabajo duro. Perseverancia es la fórmula del progreso.  

 

Corazón: vivirá un romance apasionado pero puede no ser definitivo y reconocimientos.

 

Garra o Garfio: peligros, tendencia a la maldad y a cometer actos de injusticia.

 

Triángulos: cuidado, puesto que hay obstáculos en el camino.

 

Serpiente: cuídese de las traiciones y de las habladurías. 

 

Paloma: indica una pronta mejoría de su situación laboral. 

 

Hombre: señala la protección de un amigo importante.

 

Reloj: es la hora de tomar serias decisiones.

 

Gallo: indica una traición inminente, si va viajar postérguelo.

 

Rayos: muchas habladurías y calumnias a su alrededor. 

 

Candado: indica que la solución a sus problemas laborales está en otra cuidad o en otra actividad.

 

   Recuerden que para lograr una interpretación precisa es necesario que también este en su mente con mucha claridad cuál es el motivo por el cual se encendió la o las velas que intentan leer.

     Por último recuerde que para mayor cantidad de restos de vela, más inconvenientes se presentaran en la concreción de los deseos.

Menor cantidad de restos o nada indica muy buen camino al éxito. 

Fuente: www.creenciasigloxxi.com


Escribir comentario

Comentarios: 0