Ética del buen Espiritista

     El Espiritista no debe de ser envidioso por los grandes logros de los demás tampoco debe de ser egoísta con su conocimiento porque son adquiridos por medio de los santos, hermanos aunque a veces debe ser receloso pero a su medida recuerden que sus conocimientos son mensajes de mnuestra Reina Madre María Lionza y a los que los reciben benditos sean bienaventurados hermanos 

     Las virtudes de un buen Espiritista reflejan el desempeño laboral Espiritual dentro de la caravana como en el altar y en la montaña, dan un buen reflejo de lo acatado de la enseñanza de su guía, Hermano principal o padrino, cubre el éxito hacia caminos de Luz fortaleciendo El Culto Marialoncero.
     El iniciado en su desarrollo no debe de conformarse con Velaciones también debe de crecer en los amplios conocimientos del espiritismo de ello dependerá en la resolución de problemas o retos que los hermanos les presenten en su camino, no se debe de ser vanidoso con lo aprendido y utilizarlo como herramienta de ayuda en pocas palabras se debe desenvolver bien espiritual como terrenal.

      Tanto la materia, cuando el que está iniciando cualquiera que sea su religión espiritual no debe de ensuciar su cajón con drogas o sustancias negativas que estén en contra de la moral, bienestar de su materia y caravana, su cuerpo debe de estar purificado antes de montar un muerto o encajonar a un espíritu, inclusive de licor.

     Que Dios me los llene de bendiciones y nuestra Madre Reina Reina María Lionza me los llene de sabiduría.

 

Escribir comentario

Comentarios: 0